El I94 es el permiso para todo aquel extranjero a Estados Unidos que quiera ingresar al país e internarse más allá de las 25 millas de la zona fronteriza y por un tiempo o fecha determinada; desde la reapertura de la frontera a viajes no esenciales el pasado ocho de noviembre, la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza solicita a los viajeros que quieran solicitar dicho permiso a hacerlo en línea para evitar largas filas, tiempos de espera, pero sobretodo para evitar el menor contacto físico posible, sin embargo, ha sido un calvario para algunos usuarios llevar a cabo el proceso, puesto que los lineamientos que envió CBP mediante sus páginas no detalla el proceso paso por paso.

Se recomienda hacer el trámite siete días previo  a su viaje. De acuerdo a los folletos publicados por CBP el solicitante debe acudir a a la tienda de aplicaciones desde su dispositivo móvil, descargar la aplicación que lleva por nombre CBP ONE, una vez que se encuentra en la aplicación llena un formulario con sus datos, detalla su viaje con la fecha y lugar al que desea acudir, y ahí mismo paga los seis dólares correspondientes del permiso y espera un correo de confirmación, para muchos viajeros no ha quedado claro si ahí concluye el trámite o debe aprobarlo un oficial de migración, la respuesta es sí, el último paso es acudir con un oficial de CBP quien le aprobará su viaje y tomará sus huellas, pero esto debe ser por la garita peatonal y no vehicular.

Karina Fernández fue un claro ejemplo de la confusión que ha generado la aplicación, narra a El Latino cómo inclusive cruzó la garita dos veces en un lapso de tres horas, solo para tramitar su i94.

“Realicé todo en línea, seguí los pasos que ellos mismos publicaron en Twitter, pero no detallan a dónde debo acudir para concluirlo, por lo que supuse que podría resolver mi duda en inspección secundaria, así que realicé una fila de dos horas por la Ready Lane, iba acompañada de mi madre quien es una persona mayor, una vez que llegué con la oficial en caseta, le pregunté y no tenía idea alguna por lo que le pedí que me enviara a segunda inspección”

Una vez que Karina llegó a segunda inspección describe que no encontraba dónde estacionarse ante la fila de vehículos con distintas interrogantes en torno a trámites y vacunación, esperó un tiempo más hasta que en su desesperación, bajo de su auto y preguntó a un oficial sobre el trámite.

“Le pregunté que si ahí en inspección secundaria podría concluir mi trámite a lo que me respondió que no, que tenía que ser en el edificio peatonal, por lo que me recomendó estacionarme en San Ysidro, cruzar a México de regreso y cruzar de vuelta nuevamente por la garita, hasta eso fue amable y me hizo un papelito especial para no tener que hacer toda la fila peatonal en caso de que hubiera mucha”

Karina, junto con su madre de 65 años, estacionaron  su vehículo en un espacio cuyo costo fue de ocho dólares, cruzaron nuevamente a México y al momento de mostrarle al oficial el papel que el otro elemento les había realizado las dejó pasar, narra que el oficial cuestionó si otros de la fila se encontraban en la misma situación y mas de 12 personas se aproximaron.”

Finalmente concluyó su trámite en la garita peatonal PedEast, en donde en caseta el oficial le tomó las huellas, cuestionó a dónde iban les aprobo el permiso  y las dejó pasar, cabe resaltar que nuevamente fue cuestionada por su vacunación; todo este tiempo le valió tres horas, aún y cuando ya había realizado el trámite en línea precisamente para evitar tiempo de espera como señala la aplicación.

Por lo que se hace un llamado a los viajeros a no ser víctimas de la falta de información y es importante que usted sepa que si ya tiene el trámite en línea debe concluirlo con un oficial en la garita peatonal y no vehicular, tampoco en inspección secundaria. En caso de que no haya realizado el trámite en línea previamente, puede acudir al llamado edificio antiguo y realizarlo desde cero.

Como recomendación si usted cuenta con un viaje establecido, tramitelo días previo  a su salida ya que debe tener en cuenta que podría cruzar dos veces la garita si es que se traslada en automovil, también se recuerda que en la garita peatonal de Otay, sí hay infraestructura que le permite retornar en las mismas instalaciones sin necesidad de hacer fila hacia Estados Unidos nuevamente.

Anteriormente, los permisos se expedían por un lapso de seis meses, sin embargo desde la reapertura de la frontera a viajes no esenciales ha habido casos que solo se les concede el permiso por un lapso de días.

Por su parte la garita peatonal PedWest permanence cerrada hasta previo aviso. 

Es importante contar con su permiso i94 en caso de que vaya internarse más allá de las 25 millas ya que puede encontrar un punto de revisión de la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza en donde se le cuestionará nuevamente por sus documentos migratorios.