Las estadística sobre el impacto de Covid en la región entre el Condado de San Diego y el estado de Baja California son muy parecidas, excepto en la cantidad de muertes, pues las pérdidas humanas bajacalifornianas son más del doble que las sandieguinas.

En el estado de Baja California han muerto más de 10,940 personas por Covid 19 en lo que va de la pandemia, de acuerdo con datos del jefe estatal de epidemiología, Oscar Efrén Zazueta Fierro.

El condado de San Diego acumula por su parte 4,500 muertes al viernes 7 de diciembre, informó el Departamento estatal de Salud.

Comparativamente, el condado de San Diego con 3.3 millones de habitantes tiene solo el 41.3 por ciento de los fallecimientos del estado de Baja California con 3.7 millones de habitantes.

Además de la cercanía en poblaciones, el número de contagios a lo largo de la pandemia también es similar.

El Departamento de Salud de California reporta 44.100 contagios en el condado de San Diego y el de Baja California reporta 48,225 contagios.

Los índices de vacunación también son similares y de hecho los dos lados de la frontera alcanzaron los niveles de la llamada inmunización de rebaño casi simultáneamente.

El 14 de junio del año pasado el gobierno de California levantaba restricciones para comenzar a reactivar la economía al haber alcanzado más del 70 por ciento de índices de vacunación entre mayores de 18 años.

Por esas mismas fechas, el gobierno de México envió a Baja California un millón 350 mil vacunas Johnson & Johnson que donó la administración del presidente Joe Biden. La cancillería mexicana esperaba que, alcanzar niveles similares de inmunización, permitiría la reapertura gradual de la frontera, o terminar gradualmente con restricciones a cruces fronterizos no esenciales.

Sin embargo poco después surgió la variante Delta del coronavirus, que volvió a impactar en la región, y ahora Ómicron amenaza con llevar los contagios a niveles sin precedentes en ambos lados de la frontera.