El ex regidor de San Diego, David Álvarez, se enfocó en el tema de educación al lanzar su campaña en Chula Vista.

En conferencia de prensa que coordinó el activista Shane Harris, Álvarez aseguró que, de ganar la elección para asambleíta por el Distrito 80, buscará el financiamiento para hacer realidad el proyecto de una Universidad de Chula Vista.

“Por décadas, se nos ha dicho que podríamos tener una universidad en Chula Vista”, dijo el ex regidor, quien se comprometió a “pelear en Sacramento para hacerla realidad” en la región del sur del condado.

Rudy López, representante del Distrito Escolar de San Ysidro, recordó que como regidor de la ciudad de San Diego, David Álvarez consiguió sustituir con una nueva biblioteca pública la que tenía San Ysidro desde hacía 90 años.

Campaña de Álvarez por la representación del Distrito 80 en la asamblea estatal. Foto de Manuel Ocaño.

López dijo que Álvarez también fue determinante para que la ciudad construyera una acera que lleva a la High School de San Ysidro.

Otros representantes que manifestaron su apoyo a Álvarez fueron la alcaldesa de National City, Alejandra Sotelo Solís, y el regidor Colin Parent de La Mesa, así como un médico y dos miembros del sindicato local de carpinteros.

En entrevista con El Latino, Álvarez dijo estar muy preocupado por la educación de los niños y jóvenes de Chula Vista luego de dos años de educación en línea por la pandemia.

Dijo que como padre de familia sabe que, sin educación presencial, los estudiantes tienden a olvidar lo que aprendieron.

David Álvarez insistió en enfocarse casi exclusivamente en educación y otros temas los mencionó solo una vez y sin abundar en ellos en su discurso.

Explicó que también el tema de la seguridad pública es muy importante para Chula Vista y el resto del Sur de la Bahía.

Dijo que el crimen ha aumentado y la región necesita aumentar sus recursos en seguridad pública, “tenemos que seguir invirtiendo y no reducir el presupuesto en seguridad; hay gente que quiere eliminar el presupuesto de la policía”.

David Álvarez no negó ni confirmó que recibe fondos de campaña de corporaciones energéticas o de grupos de interés en construcción o incluso de contribuyentes de Donald Trump. Tampoco aceptó que esta vez los sindicatos se han alejado de su campaña.

“Tengo aquí personas del sindicato de carpinteros y hay otras personas con experiencia que me apoyan. Creo que la representación debe ser así; no solamente representar a un grupo, sino a la variedad que existe en nuestra sociedad”, dijo.

En cuanto a los fondos de campaña, Álvarez declaró que “yo he recibido contribuciones de personas de diferentes grupos, como lo hacen todos los candidatos, pero puedo demostrar con el trabajo que he hecho que mi trabajo es por la comunidad”.

David Álvarez busca en elección especial en abril el puesto que dejó la ahora ex asambleísta Lorena González Fletcher al aceptar la presidencia de la Federación Laboral de California. Álvarez disputa el puesto a la también ex regidora de San Diego, Georgette Gómez.

Álvarez descartó que tenga intención de contender en el 2024 por el Distrito 1 del condado, puesto que actualmente tiene la vicepresidenta del consejo de supervisores del condado, Nora Vargas.

El ex regidor dijo que cualquier versión sobre ese interés es mentira.