En diversos ramos de actividad, incluso en las faenas agrícolas, se encuentran niños y menores de edad trabajando y las multas no resuelven el problema, ya que se disfrazan como 'costos empresariales', señaló el profesor Luis C. deBaca.Fuente de la foto: https://nfwm.org/farm-workers/farm-worker-issues/children-in-the-fields/

ANN ARBOR, MICHIGAN.- De 2018 a la fecha, ha habido un aumento de 69% en niños empleados ilegalmente en el mercado laboral, porcentaje aceptado por el gobierno federal.

Así lo revela un estudio realizado por Expertos de la Universidad de Michigan.

La investigación coincide con la noticia  difundida anteayer martes 2 de mayo por el Departamento del Trabajo (The Labor Department), que confirmó el hallazgo de dos niños de 10 años de edad trabajando ilegalmente en un McDonald’s de Louisville, Kentucky.

Sin embargo, la propia agencia federal anticipó que habría más de 300 menores de edad desarrollando labores en cuatro estazdos de la Unión.

La localización de estos niños que se detectaron en trabajos que violan la Ley Laboral corrió a cargo de la División de Horas y Salarios (Wage and Hour Division) del Departamento de Trabajo de Estados Unidos.

Privan intereses encontrados

De acuerdo con un reporte relacionado con la investigación de la Universidad de Michigan, “empresas de diversos sectores han sido atrapados o acusados de emplear a niños menores de edad y el Departamento del Trabajo está pidiendo mayores medidas de protección y multas más altas, mientras unos estados presionan por el retroceso de las leyes de trabajo infantil”.

El estudioso Luis C. deBaca, profesor de la cátedra de Derecho de la Universidad de Michigan y quien dirigió las actividades del gobierno estadounidense en la lucha internacional contra cualquiera de las formas de esclavitud aún prevalecientes en nuestros días en la administración encabezada por el ex presidente Barack Obama, advirtió:

“La mayoría de los estatutos acerca del trabajo infantil son más reguladores, y las empresas se fijan en los sistemas de multas, mientras que la Comisión para la Igualdad de Oportunidades en el Empleo, está más interesada en los casos de discriminación por edad”.

Disfrazan las multas
de ‘costos empresariales’

“Por desgracia”, dijo deBaca, “muchas veces el remedio acaba siendo multas que las empresas aprovechan como costos empresariales”.

“Hay varios remedios”, continuó, “pero las razones por la que los estados intentan cambiar los requisitos de edad son para quitar responsabilidades y remedios a las personas que trabajan en defensa de los niños”.

“En lugar de plantear reformas racionales de inmigración o mejorar las condiciones laborales para que los estadounidenses quieran hacerlo,  dicen que vamos a idear una forma para que los niños trabajen”, alertó el profespr deBaca, expert en cuestiones laborales.

Sufrir en silencio

Y concluyó: “Muchos empresarios se aprovechan de una respuesta cultural bastante bien entendida por muchas comunidades Latinas de sufrir en silencio en lugar de defender los propios derechos frente a una estructura de poder desconocida. Varias empresas y grandes corporaciones han hecho mucho dinero con el hecho de que es menos probable que la comunidad Latina vaya afirmativamente  y presente una queja formal  sobre las cosas”.

Sobre deBaca se recordó que en su calidad de Embajador de la Oficina de Vigilancia y Lucha contra la Trata de Personas en el Departamento de Estado de Estados Unidos, actualizó los estatutos que habían sido creados desde los tiempos de la Guerra Civil  y por medio de la 13va. Enmienda “para desarrollar el enfoque de la esclavitud moderna centrado en las víctimas, (la cual) se ha convertido en la norma mundial para combatir la trata de seres humanos”.