Cientos de habitantes de San Diego participaron en la Marcha for Our Lives el pasado fin de semana, mientras ciudades de todo el país se pronunciaban juntas en contra de la constante violencia armada que ocurre en los Estados Unidos. 

El movimiento nacional se llevó a cabo el sábado por la mañana, en varias zonas del condado de San Diego. 

Cientos de manifestantes tomaron el frente del edificio de la administración del condado en una marcha organizada por San Diegans for Gun Violence Prevention. 

Sin embargo, la marcha fuera del Edificio de Administración no fue la única manifestación realizada en el condado. 

El norte de San Diego también realizó una protesta en la area de Encenitas, así como otros en el área de City Heights mas al sur. 

“Estoy con ustedes en la prohibición de las armas de asalto, las pistolas fantasma y los cargadores de gran capacidad”, dijo el representante Scott Peters, quien habló en una de las protestas en San Diego. 

Ron Marcus, presidente de San Diegans for Gun Violence Prevention, habló sobre la importancia de seguir adelante con este movimiento nacional que apoya un futuro estadounidense con regulaciones de armas razonables y sensatas. 

“En Washington DC, March for Our Lives está teniendo un mitin enorme y organizaron marchas en todo el país el mismo día para exigir que nuestro gobierno finalmente apruebe una regulación sensata de armas para que podamos mantener a nuestra gente a salvo”, dijo Ron Marcus con Sandieguinos por la prevención de la violencia armada.

Esta marcha se produce pocas semanas después de la trágica masacre con armas de fuego que se cobró la vida de una docena de niños en una escuela primaria en Uvalde, Texas, a fines de mayo. 

“Hemos estado expresando esto desde Sandy Hook, antes de esa tecnología de Virginia, incluso Columbine… y nada, nada, nada se ha hecho”, agregó Marcus.

Credito de foto: Guillermo Mijares para El Latino

Ron Marcus también dijo que el gobierno tiene la capacidad de cambiar las cosas con respecto a este problema nacional, pero que se niegan a ponerle fin a pesar de tener el poder para hacerlo realidad en DC

Credito de foto: Guillermo Mijares para El Latino

“El gobierno federal tiene las herramientas y tiene la capacidad para votar por una legislación sensata sobre armas y poner fin a este punto final y aún no lo han hecho, por lo que estamos totalmente cansados de esperar y estamos tomando medidas”, dijo Marcus.

Se vio a los manifestantes en el centro de San Diego, con carteles que decían: “Pensamientos, oraciones, acción”, “¿Cuántas muertes se necesitarán, republicanos?”, “Salven a nuestros niños” y “No debería tener que ser miedo de ir a la escuela”.  La marcha incluyó a adultos de todos los orígenes, así como a niños que fueron vistos sosteniendo carteles que expresaban su preocupación por la violencia armada en las escuelas académicas.